REFUGIO BUJARUERO A REFUGIO BAYSSELLANCE



Para este reto nos hemos acercado a los Pirineos Centrales, más concretamente al valle de Bujaruelo o Ara. Este valle mucho menos popular que su vecino de Ordesa guarda en su cabecera el gran Macizo de Vignemale y sus puertos de Bujaruelo y de los mulos. Nos hemos decidido acercarnos a este paraje tan espectacular y poco frecuentado. Este valle sin asentamientos humanos, guarda alguna antigua cabaña de pastores pero hace bastante difícil la aproximación al macizo montañoso del Vignemale por su cara sur debido a la carencia de refugios guardados y la gran distancia que los separa. Siendo la opción Norte desde Francia por el refugio de Oulettes una de las vías más frecuentado y populares.


Nosotros hemos realizado la aproximación al refugio de Bayssellance para utilizarlo de punto de partida en la segunda Jornada y ascender al Pique Longue. Jornada dura por el desnivel de 1800 metros pero con unos rincones dignos de visitar y disfrutar. La vuelta la realizamos por la otra parte del valle, más concretamente el descenso por el corredor de la Moskowa a enlazar con el gr 11 que viene desde Panticosa.

Una preciosa propuesta realizada por parte del grupo Valenciano de Sendero Extrem que han organizado un estupendo fin de semana montañero.

FICHA TÉCNICA:


FECHA: 12-10-2012
DISTANCIA: Subida al refugio solo ida 16.8 km
MODALIDAD: Senderismo. Aunque es posible que en los meses de invierno  la ruta esté toda nevada y requiera conocimientos y material de invernal.
DURACIÓN:  Subida al 8:30 h. Solo realizamos dos paradas una de 30 minutos para comer y otra de 15 para almorzar. La marcha fue a buen ritmo.
DIFICULTAD TÉCNICA: baja. La ruta no presenta durante los meses que no tiene nieve dificultad técnica alguna, todo el camino son sendas muy bien definidas.
DIFICULTAD FÍSICA: media. Aquí debemos estar en buena forma, hay 8 horas de caminata y un desnivel bastante alto. Encontraremos dos tramos como son la zona de Bermatuara y y el de Ossune que tendremos una subida constante.
ORIENTACIÓN: Todas las sendas están perfectamente señalizadas tan solo debemos conocer la zona y seguir el track. No tiene dificultad.
TIPO DE VÍA: Sendas.
ÉPOCA APROPIADA: Todo el año, este lugar tiene una bonita cara para cada estación. No ha sido nuestro caso que no había nieve, pero en los meses invernales, suele estar nevado y con hielo. Solo necesitamos conocer nuestro nivel y las pretensiones.
EQUIPO NECESARIO: Chaqueta y pantalón de gore-tex, ropa térmica interior, forro polar, guantes, gorro. Gafas, protección solar y labial. Agua y comida para el avituallamiento. Crampones y  Piolet. Equiparos bien para evitar riesgos. Sobre todo informaros en el refugio del estado de la nieve para equiparos correctamente. Saco, en el refugio de Baysellance no hay guarda en los meses invernales y será necesario llevar material para dormir y cenar.
INICIO DE LA RUTA: Partimos de Benidorm a las 7:30 am. Tomamos ap 7 dirección Valencia, de aquí A 23 Zaragoza, Huescar, Sabiñánigo y Biescas. Finalmente tomaremos la n-260 dirección Gavin, Broto, Torla, una vez pasado Torla veremos un cruce con la indicación al camping y refugio de Bujaruelo, seguimos la pista de tierra (atención en invierno puede estar nevada) y en primer lugar pasaremos el camping y a unos 3 kilómetros encontraremos el refugio de Bujaruelo. Aquí dormiremos y al día siguiente comienza la ruta.
 LA RUTA: Descárgate la ruta en Wikiloc.
RUTA FOTOGRÁFICA: Fotos Miguel
PUNTOS DE INTERÉS: Como alojamiento dejamos la referencia del hotel Ballarín. Situado en Torla (Huesca) C/ Capuvita, 11, junto al ayuntamiento. Un hotelito pequeño, familiar sin muchos lujos, pero limpio y que por 20 euros por persona pasas la noche.
En nuestro caso dormimos en el propio refugio de San Nicolás de Bujaruelo, hay múltiples opciones y está bastante bien.
Para cenar algo en torla el restaurante la Atalaya tiene un menú de 15 euros que está muy bien, de lo mejor de la zona.




DESNIVEL ACUMULADO: Partimos de 1363  metros en el parking de la Pradera, subimos hasta 2696 m. del refugio. Con un desnivel de 1300 m. Un acumulado de 1800 metros.




CRÓNICA:





Jueves noche nos juntamos en Torla el grupo que subimos de Alicante (José, Richard, Miguel y el que les escribe) y los de Valencia (Juan, Silvia y Alberto). Un grupo muy heterogéneo pero con una afición común: “las ganas de disfrutar de la montaña”.

Después de las presentaciones la última cena en el restaurante Atalanta. Sobre las 11 a dormir, nos esperan dos días de largas caminatas. Subimos al refugio de Bujaruelo para bien temprano estar listos y comenzar la jornada. Tenemos muchos kilómetros por delante y con un gran desnivel.




Finalmente optamos por partir sobre las 8, el desayuno es a las 7:30 y la verdad es que tenemos todo el día.
Muy bien guiados por el maestro de ceremonias Juan, él ya había realizado la marcha hace años y ahora nos conduce por estos maravillosos paisajes.

Cruzamos el puente de piedra de San Nicolás de Bujaruelo y comenzamos a ascender por una pequeña senda que discurre por una cerrada zona boscosa. Estos tramos a mi me atraen mucho ya que son muy difíciles de ver nuestra comarca. Guardan una belleza muy especial que siempre disfruto como un niño antes de abrir un regalo.

Este tramo sigue las señalizaciones hacia el puerto de Bujaruelo.



Nosotros nos desviaremos mucho antes. La referencia será una torreta de luz, justo debajo encontraremos un cruce marcado con un hito de piedras. La senda continua y nosotros tomaremos otra a la izquierda.

sta nos dirige hacia la Plana de Sandaruelo. Nuestro camino continua la ascensión por todo el Barranco del mismo nombre.

Todo este tramo lleva un desnivel de 800 metros, la subida progresiva pero sin paradas la afrontamos bastante frescos. Una pequeña parada para una barrita y seguimos.





En el collao de Sandaruelo, podemos ver a nuestros pies el ibón de Bernatuara. Un precioso lago de alta montaña ideal para acampar en esta zona. Los encantos que guardan los pirineos en su interior y su belleza son muy difíciles de encontrar en cualquier otra parte de nuestra geografía.


Bajamos al ibón y la senda bordea como si de una playa se tratara el precioso lago. Seguimos avanzando y ahora comienza la ascensión al collao de Bernatuara. Desde aquí y a intervalos las nubes nos dejan algunas vistas dignas de una postal. Una pequeña paradita para contemplar el espectáculo y continuamos.



De frente se nos presenta todo el valle de la Canau, una preciosa bajada hasta la cabaña de Lourdes que discurre la senda sorteando la bajada de agua. Un tramo de descanso después de todo el desnivel superado.



La cabaña de Lourdes está en bastante buen estado y puede ser un buen punto de partida para  marchas invernales.



Nuestro siguiente punto al que nos dirigimos a la presa d’ossoue, este será el punto donde pararemos para comer. Ya llevamos casi cinco horas y el cansancio va haciendo aparición.


Una parada de media hora, y vamos quitando lastre de nuestras mochilas. El ritmo es muy bueno y todo el grupo está muy en forma. En este punto enlazamos con el gr - 10 que viene de Gabarnie.




En este punto encontramos un grupo de gente que también sube hacia Bayssellance. No tenemos que entretenernos muchos porque el refugio está sin guardar y no sabemos cuanta gente va a pasar la noche allí. La verdad que no apetece tener que dormir encima de una mesa o en el suelo.

Nos queda afrontar el último tramo de ascensión casi mil metros de subida hasta llegar al refugio construido más alto en el Pirineo.

Vamos ascendiendo al refugio de Bayssellance por el gr 10 una preciosas vistas quedan a nuestra espalda de todo el valle pero aquí los kilómetros acumulados y la dureza de la subida ya van haciendo mella.



Una pequeña parada para reponer agua en una de las chorreras que hay poco más abajo de las cuevas Bellevue. En el refugio hay una fuente pero está seca en estos meses. Así que tenemos que subirnos para la cena y para toda la jornada del día siguiente.

Aprovechamos para comer algo y seguimos con la marcha.

Otra pequeña parada en las grutas donde Juan nos da una preciosa explicación y origen de estas grutas. Traducidas al castellano son las grutas de la vista bonita y no es de extrañar todas las cimas de Gabarnie y  se empieza a  contemplar algo del macizo del Vignemale. Estas fueron construidas por Russel, un gran enamorado de esta zona que se dedicó a explorar y promocionar las bellezas de esta parte del pirineo.



Desde este punto en poco menos de 30 minutos llegamos al refugio, como todos los que se precian no lo vemos hasta que no estamos en la misma puerta. Un refugio bastante moderno y muy bien conservado. La pena es que desde octubre hasta primavera permanece sin guarda. Dejan abiertas un par de habitaciones, la cocina y el comedor. Tiene mantas, colchones e incluso una pequeña estufa que da algo de calor. El único problema es que hay que portear la comida, saco y el agua.

Pero finalmente después de 8 horas de caminada hemos llegado y a pesar de las nubes y la niebla que ha entrado estamos a los pies del Vignemale.

En la segunda jornada subida al Pique Longue y regreso a Bujaruelo.




Posts Relacionados

REFUGIO BUJARUERO A REFUGIO BAYSSELLANCE
4/ 5
Oleh

Subscribete via email

Recibe las rutas en tu correo. Suscríbete.